viernes, 18 de marzo de 2011

Cuenta atrás.





Ha pasado año y medio desde que en mi anterior blog «Si las piedras hablaran» hice un análisis personal de lo que creo se ha convertido Iraq 6 años de la victoria de los enemigos de todos los malvados del mundo.

Hoy viernes, 18 de marzo de 2011, en vísperas del nuevo ataque “legal” contra Libia, me temo que solamente de mi anterior escrito, tendría cambiar el nombre de Iraq por Libia y de Sadam por Gadafi y poco más. Todo va ser lo mismo. Nuevamente el mundo libre, democrático se prepara para la gran batalla. Nuevamente hay que destruir un próspero país para enriquecerse con la reconstrucción. Hay que destruir todo su potencial militar para sustituirlo por otro más moderno y sobe todo más caro y todo pagado por el petróleo que a partir de mañana mismo controlarán los defensores del mundo occidental, ejemplos de todas las ignominias que el mundo existen y aplaudidos por majaderos insensatos sin personalidad.

Me gustaría que cualquiera de los puedan y quieran leer este comentario, respondieran a una sola pregunta. ¿Qué dictadores ha tenido y tiene el mundo que no hayan sido apoyados por los Estados Unidos de America y la Comunidad Europea? ¿Acaso se nos han olvidado ya las imágenes de Aznar o Zapatero, rindiendo pleitesía a Gadafi?

¿Alguien puede seguir creyendo que en la guerra contra Libia y los libios se hace en defensa de la población civil? ¡Menuda farsa! ¿Alguien puede pensar que a Sarkozy, que está deseando apretar en gatillo, lo hace en defensa de los indefensos libios? Y lo peor de todo, es que algún tonto se lo creerá.

Hay que dar las gracias a Zapatero; por obra de no sé de qué misterio se ha convertido en un pelele que ha pasado de antimilitarismo furibundo y paleto a convertirse en un iluminado presidente militarista y bélico, deseando matar, como en su día lo hizo el chulo y acomplejado Aznar.

Entenderéis que expreso mi opinión, cualquier otra totalmente discordante, también merece y tiene mi respeto, aunque evidentemente no la comparta.

Ya que la historia se va a repetir ¿Cuánto tiempo pasará hasta que nuevamente me sienta obligado a escribir otro comentario idéntico al de hace un año y medio y que si queréis podéis leer a continuación?




Domingo 1 de noviembre de 2009

Iraq, seis años después.

Han pasado más de seis años y la matanza de civiles continúa un día sí y otro también en Iraq. Por eso y aunque estos comentarios los leen muy pocas personas si alguno de ellos fue de los que pregonaba y justificaba el “SI A LA GUERRA”, me gustaría preguntarle la sensación que tienen ahora viendo lo que todos podemos ver.

Más de un millón de muertos, la mayoría iraquíes, millones de mutilados, un país desolado, con infraestructuras destruidas por la guerra. Sin reconstruirse ni los buenos hospitales que tenía, ni las escuelas ni las universidades, ni el tejido industrial y social que había en la época de Saddam, el monstruo de todos los monstruos según los amigos del SÍ A LA GUERRA. Un país donde todos los días mueren en atentados cientos de personas, un país donde las mujeres han tenido que volver al velo y pasado mañana al burka por culpa de los fanáticos islamistas religiosos. Un país sin esperanza, sin porvenir, ni futuro; pero eso sí, rico y con petróleo y enriqueciéndose muchos a su costa. No era baladí el grito de muchos que apostaban por el NO A LA GUERRA, cuando denunciaban que esa guerra se había convertido en un intercambio de petróleo a cambio de sangre humana, tan roja y no menos digna que la nuestra.

Hoy nos rasgamos las vestiduras por el islamismo radical que avanza y avanza como mancha de aceite y nos olvidamos de tantas cosas que ocurrieron hace seis años.

Un país donde los niños se mueren por hambre y falta de atenciones médicas. Un país donde los hospitales no existen. Un país que era ejemplo por la sanidad que tenia en tiempos del “malvado” Sadam. Un país que tenía un nivel altísimo educativo impartido en sus colegios y universidades y con unos centros de aprender y saber que eran un ejemplo único en el mundo árabe, que no en el fanático musulmán.

Un país que había que destruir para enriquecerse luego reconstruyendo; para quedarse con su petróleo y sobre todo porque era un nido de armas de destrucción masiva. Por cierto ¿Dónde están esas armas? ¿Aparecieron? ¡Qué vergüenza! se manipularon y se cambiaron las interrogaciones del informe, donde figuraban que eran meras sospechas por signos de exclamación afirmativos.

Se agolpan mis recuerdos; veo sus caras, sus nombres, sus miradas de los señores del «SÍ» a la guerra. Les señalo a todos con el dedo y les digo: Tú; tú, tú y tú también y todos los demás ¿estáis orgullosos, vuestra conciencia está tranquila por el apoyo que disteis al terrorismo de estado internacional y legal, para destruir una nación y un pueblo? ¿Me decís un solo aspecto, uno solo sería suficiente , en el que Iraq ha mejorado tras la guerra?

¿Creéis que era necesaria la guerra en Iraq? Y sí lo creéis y alguno de vosotros, los que ayer, hoy o mañana justificasteis el «SI» quiere contestar; ¡qué lo haga por favor!, pero con argumentos reales y no con hipótesis y ambigüedades que al final no son más que botes de humo de colorines. ¿Alguna vez os parasteis a pensar en el pueblo Iraquí es el que más ha sufrido, sufre y seguiré sufriendo esta barbarie de atrocidades día a día? Esas madres que ven morir a sus hijos, esas familias rotas para siempre. ¿Es que acaso no se os abren las carnes al ver tanto dolor? ¿Todavía creéis que mereció la pena la guerra? No me vale lo de la ONU, porque es una institución inoperante e ineficaz, sumisa a los intereses y dictámenes de los EEUU. Sus miembros siempre apoyarán lo que le interese el amo del mundo, el criminal de guerra como lo es el presidente Bush. ¿No os repugna verles sonreír en la foto a él y a sus dos perros falderos, mientras preparaban una carnicería humana?

Cada día estoy más convencido, que no estando bajo la bandera de partido alguno, bajo ninguna sigla vendida siempre al poder de turno… íbamos miles de ciudadanos independientes, sin ataduras políticas, pidiendo el cese de la guerra y de esa matanza. Y Gritamos con fuerza «NO A LA GUERRA» y lo hicimos en Sevilla, en Madrid y en todo el Mundo y en la calle San Fernando de la capital hispalense delante de la sede del PP y en la plaza de España en la delegación del Gobierno Central y delante del consulado de USA, mientras Aznar y compañía seguían hablando de la existencia armas de destrucción masiva, de armas químicas del pérfido Saddam.

Y orgullosamente tristes caminamos bajo un sol primaveral, las más de 70.000 personas que recorrimos la distancia desde El Puerto de Santa María hasta Rota para protestar por la guerra en las puertas de la Base Americana. Muchos, la mayoría, fueron caminando al son borrego y pesebrero de sus siglas y de sus organizaciones, ¡maldita sea la gracia! no sé qué pintaban allí aquel domingo muchos de ellos, cuando llevaban muchos años sin aparecer en las anteriores concentraciones contra la presencia norteamericana (claro, esta vez había cámaras de TV). Pero éramos muchos los que pedíamos el fin de la guerra y reclamábamos que cesara la sangría de seres humanos. Lo hacíamos, sin ninguna atadura, bajo la bandera limpia sin símbolos; sólo nos arropaba la de nuestra propia conciencia en nombre de un MUNDO sin guerras.

Pero la guerra de Iraq empezó hace seis años y desgraciadamente continúa. Hoy, desde el recuerdo de aquellos trágicos días ¿Alguno se atreve a decir que estabais en posesión de la verdad y que la guerra era una necesidad, al tiempo que nosotros los del «NO», éramos los equivocados?



13 comentarios:

Temujin dijo...

Poderoso caballero es Don Dinero, ¿que pasa con Arabia Saudita? o con Yemen... EEUU y las multinacionales controlan el cotarro y tan solo les hacemos los "coros"...

Álvaro Tilo dijo...

No importa el porqué, pero hay que acabar con Gadafi, otrora amigo, aliado y punto. Todos están preparados para la "humanitaria" guerra; todos preparados para el intercambio de destrucción y muerte por petróleo.

Un cordial saludo, Temujin.

María dijo...

No sé ÁLVARO, yo empiezo a sentirme empachada de tanto horror, de tanta miseria humana, de tanto muerto inocente. Hubo un tiempo en el que me ocurría como a ti, me indignaba ver como se masacraba a miles, millones de personas inocentes, ahora en estos temas empiezo a sentirme como una zombi, lo miro todo como espantada y ya no sé ni cómo reaccionar.

Una cucaracha como Gaddafi campa a sus anchas en un país, que mientras chorreó petróleo poco importó lo que ocurriera con él, a nadie. Deja de chorrear petróleo y la bandera hipócrita de los aprovechados de turno hondea en nombre de la ayuda humanitaria...¿qué humanidad van a salvar? la de la ESSO, BP, SHELL and company.

Tanto tu entrada de ahora, como la de hace año y medio casan y encajan y lo peor, me temo que si escribes dentro de dos años, a lo mejor unes a IRAK y LIBIA un tercer país, así...hasta que todos volvamos a las catacumbas...eso si no nos atizan un baño de radiación para ponernos morenos en le acto... mira, a mi ahora me tienen robado el corazón los japonens, pero les dejaré u trocito para tus libios, a ver si estos matones a sueldo se aguantan.


Un beso grande ÄLVARO y feliz noche.

KOKYCID dijo...

La historia (y la Historia también) se repite una y otra vez y nosotros no aprendemos. (¿O no queremos aprender?).

ZáLeZ dijo...

Hola Alvararo:
Te imaginas que España hoy fuera una dictadura? . No creo que intervendría ninguna alianza para destruirla porque, sencillamente no tenemos petróleo y no tendrían ningún interés.
De lo poco que entiendo de esta historia es que por interés te quiero, te peloteo, te agasajo, por su ausencia te olvido.
Un cordial saludo

Álvaro Tilo dijo...

Hola, María. Pero el petróleo dejo de chorrear, porque a alguien le interesó que así ocurriera. ¿quién fue el causante? Es la pregunta del millón, aunque no es fácil adivinarlo.

Lo que está claro que países como Túnez, Egipto o Libia donde la ciudadanía tiene tan pocos ordenadores (el porcentaje es muy bajo) no sirve la excusa que nos han vendido de que a través de facebook y otras redes sociales se movilizó a la población. Eso es una burda patraña increíble.

En algunas cosas puedo estar de acuerdo con tu comentario, aunque en otras es evidente que no y como entre amigos lo mejor es no esconderse, voy a decirte cuales son: La primera sería saber con mayor certeza el significado, el sentido que has querido dar a tus palabras:

« pero les dejaré u trocito para tus libios, a ver si estos matones a sueldo se aguantan»

Me gustaría que lo definieras mejor. Disculpa pero no llega a entender del todo su significado.

Llamas «cucaracha» a Gadafi. Nada que objetar, es tu decisión. Pero parece que olvidas que esa cucaracha a quien ahora le quieren matar, fue durante muchísimos años un dictador que contó con el respaldo de Estados Unidos y la Unión Europea. Esa cucaracha el año pasado se gastó millones de euros en comprar armas para matar al gobierno socialista de Zapatero. ¿Estás segura que en los enfrentamientos que han tenido entre los libios no se han matado unos a otros con fusiles españoles? Y me sigo preguntando ¿Acaso no era el mismo tirano hace solamente dos meses? ¡flaca memoria! ¿ Acaso no se le recibía con todos los honores en cualquier país de Europa, incluido España. ¿Acaso no era invitado en los foros económicos mundiales? ¿Acaso el mismísimo Rey de España, no le rendía pleitesía?

El matón de Aznar, hizo el ridículo con la guerra de Iraq. El matón de Zapatero está haciendo lo mismo en este injustificado conflicto que como bien sabes los países árabes y africanos se han opuesto hoy mismo domingo.

Aznar colaboró a la muerte de muchas personas y Zapatero está haciendo lo mismo.

Un cordial saludo. Un beso.

¡NO LA GUERRA!

Álvaro Tilo dijo...

La historia se repite, Koky, porque en reparto de sangre por petróleo que se hizo en Iraq, quedó fuera Francia y por eso ahora se le ha dado todo el protagonismo para que se lleve la sabrosa tajada del crudo de Libia. Me temo que no hay otro motivo, porque lo de creerse que lo hacen por motivos humanitarios, eso si que no cuela.

Un cordial saludo.

¡NO A LA GUERRA!

Álvaro Tilo dijo...

Hola Zález.

España ya fue una dictadura. ¿Acaso intervinieron los aliados una vez acabado el conflicto mundial? Para nada. ¿Cómo consolidó el régimen, Franco? Muy sencillo permitiendo las bases americanas. De un plumazo se convirtió en una “democracia” un tanto especial, pero aliada y que contaba con el respaldo de Estados Unidos, así que todos los demás, a callar.

Nuevamente se va destruir un país, se forrarán los franceses, que les toca en esta ocasión la reconstrucción y se quedarán a cambio con el petróleo. No importa que vengan islamistas religiosos a gobernar, no importa, los pozos no los tocarán.

Un cordial saludo.

¡NO A LA GUERRA!

María dijo...

Me ha sorprendido, que no vieras claro lo que intentaba decirte ÁLVARO, porque en esencia, es lo mismo que tú me comentas, pero por si me he explicado mal, te aclaro, no hay problema.

Verás, con la frase...”les dejaré un trocito para tus libios, a ver si estos matones a sueldo se aguantan” quería decir, que ahora mismo, me tiene muy impresionada el pueblo japonés, pero que pensaré también en el pueblo libio y los matones que deben aguantarse, son todos los países abanderados por EEUU que pretenden intervenir en Libia, tal cual lo hicieron en su día en Irak, Agfanistán...que lejos de ayudar al pueblo, lo han dejado patas arriba, únicamente entraron a garantizar sus intereses económicos en la zona y nada más.

Mantengo que Gaddafi es una cucaracha, porque su historia comienza como terrorista confeso, que se levantó contra un tirano, para convertirse en otro, que además hace gala de su excentricidad y fanatismo. Que todos los países que en su día le armaron y toleraron, ahora pretendan quitarle del poder, no hace que sea mejor él.

Únicamente confirma la hipocresía de la política internacional, únicamente al servicio de las grandes compañías petroleras o armamentísticas, nada más.
En resumen, mi querido Álvaro, yo también estoy en contra de la intervención armada en el Líbano, aun cuanto no me gusta nada Gaddafi ¿mejor ahora?

Muchos besos y feliz semana.

Álvaro Tilo dijo...

María, cuando de amigos se trata, si algo no ves claro, porque te genera duda el comentario o por el motivo que fuera, lo mejor es preguntar a la persona que lo envía para que lo aclare. Eso fue lo que hice, por mor de la amistad. Siempre se evitan malas interpretaciones. Una vez aclarado, asumo como mío lo que tan acertadamente expones, salvo en algunos puntos concretos que aún estando de acuerdo en lo esencial en algunas formas discrepamos.

Esta guerra de destrucción va ser muy rápida, les interesa así a todos los buitres que sobrevuelan Libia.

Un cordial saludo. Un beso.

¡NO A LA GUERRA!

María dijo...

Jajaja vale, siguiendo tus enseñanzas maestro jajaja y en así porque estamos entre amigos ¿en qué discrepamos qué no me entero? ¿quizá te gusta Gaddafi? si es así, cuéntame porfa, si se me escapa algo está bien saberlo y si es algo bueno, a mi siempre me gusta enterarme.

Gracias ÁLVARO, por cierto...

¡¡¡feliz entrada de la primavera!!!


Un besito lleno de flores para ti:)))

Álvaro Tilo dijo...

Gracias, por desearme buena primavera. Te deseo lo mismo.

Un cordial saludo.

Merino dijo...

Alvaro, me gustaría expusieras tu parecer, hoy último día de octubre 2011, ya falleció, nuestro " amigo" Gadafi, será un nuevo " Irak" para la población líbia ?
Un abrazo, dondequieras que te encuentres.